Del día de la Recolección a la Guadalupana: el monasterio de Agustinas Recoletas de Guaraciaba como eje de encuentro de la Familia Agustino-Recoleta

Religiosos agustinos recoletos, monjas contemplativas agustinas recoletas, Fraternidad Seglar, Juventudes Agustino-Recoletas y seminaristas siembran el carisma agustino recoleto en la región de la Sierra de Ibiapaba con alegría, fraternidad e intensa vivencia de los valores que unen a esa familia religiosa.
noticias | 21 dic 2018

El 5 de diciembre, aniversario de la Recolección Agustiniana, se reunió en el monasterio de las monjas Agustinas Recoletas de Guaraciaba del Norte (Ceará, Brasil) toda la Familia Agustino-Recoleta presente en la Parroquia de Nuestra Señora de los Gozos; el obispo emérito de Tianguá (Ceará, Brasil), el agustino recoleto Francisco Javier Hernández, presidió la celebración litúrgica.

Además de los miembros de la Familia Agustino-Recoleta en la región, estuvieron presentes algunos de los postulantes agustinos recoletos de la Provincia de San Nicolás de Tolentino que estudian Filosofía en Franca (São Paulo) con su formador, el agustino recoleto José Maria Naranjo. Los postulantes, originarios de la región, iniciaban así las vacaciones de fin de año con sus familias.

Desde hacía un mes la reliquia de san Ezequiel Moreno juntamente con la Cruz visitaba las comunidades rurales de base de Guaraciaba, y con horas santas y vigilias los jóvenes de toda la parroquia, en sus respectivas comunidades, se preparaban para este gran día.

La Eucaristía comenzó a las cinco de la tarde. Acompañaban al obispo en el altar los agustinos recoletos Santiago Martínez y José María Naranjo. En el altar servían el agustino recoleto Jordan Tijerino, religioso profeso que vive en Guaraciaba del Norte su año de experencia de inserción comunitaria y apostólica antes de su profesión solemne, así como los postulantes de Franca y los aspirantes de Guaraciaba.

El obispo comenzó su homilía con una breve historia de la Recolección en la región, que comenzó con su llegada como obispo y primer agustino recoleto que residió en la Diócesis de Tianguá (Ceará, Brasil) hace ya 27 años. Distante de sus hermanos de la Orden, dio los pasos para que en su diócesis también hubiese Familia Agustino-Recoleta.

Casi treinta años después la Familia estaba en esa celebración casi al completo. El obispo felicitó y dio ánimos a todos, principalmente a los jóvenes, para que con su “Sí” y la entrega generosa al Evangelio lleven adelante el proyecto de Dios en su vida dentro del carisma agustino recoleto.

Terminada la celebración, comenzaron algunas piezas de teatro, poesías, canciones y testimonios personales preparados por los más jóvenes de la Familia. Aunque se había puesto un palco enfrente del monasterio, debido a la lluvia hubo que trasladar el acto a la capilla, una vez que se hubo retirado el Santísimo.

Terminadas las presentaciones hubo una cena para todos en un clima de alegría, fraternidad, un espacio donde compartir experiencias entre la variada presencia de personas procedentes de diversos ámbitos pero juntos en la celebración de la Recolección. Todos compartieron al final de la cena el tradicional pastel de cumpleaños.

Una vez que se despidió la mayor parte de los visitantes, ya en la sala de la comunidad contemplativa, religiosos recoletos, aspirantes, postulantes y monjas se quedaron para celebrar la jornada de un modo más intimo.

Hablaron el formador de Franca, fray José María Naranjo, los postulantes que han terminado la Filosofía y seguirán hacia España su proceso formativo, las formandas de la comunidad de monjas, todos dando sus testimonios y compartiendo cómo había sido su experiencia de formación en el último año.

Al día siguiente, 6 de diciembre, comenzaron las preparaciones para la fiesta solemne de la patrona del monasterio, Nuestra Señora de Guadalupe. Desde ese día hasta el 12 varias comunidades rurales de la Parroquia prepararon la liturgia de cada noche, acompañados por algún religioso agustino recoleto o sacerdote diocesano.

Un gran número de personas pudieron así participar de estas jornadas preparatorias. La devoción a la Virgen de Guadalupe ha crecido de manera notable en la región desde la llegada del monasterio contemplativo. Muchas familias y amigos de la comunidad quieren acompañar y sentirse cerca de las monjas durante estos días previos, y el día de Nuestra Señora de Guadalupe el monasterio se llenó de alegría, visitas, reencuentros y devoción mariana un año más.

Síguenos en facebook twitter youtube Español | Portugués | English Política de privacidad | Webmail

Agustinos Recoletos. Provincia de San Nicolás de Tolentino.

Paseo de la Habana, 167. 28036 - Madrid, España. Teléfono: 913 453 460. CIF: R-2800087-E. Inscrita en el Registro de Entidades Religiosas del Ministerio de Justicia, número 1398-a-SE/B. Desarrollado por Shunet para OAR Agustinos Recoletos. Provincia de San Nicolás de Tolentino. © 2018 - 2019.