espaol portugus english email
Carlos María Domínguez alienta a los coordinadores de las JAR a seguir el itinerario formativo de este movimiento


Carlos María Domínguez alienta a los coordinadores de las JAR a seguir el itinerario formativo de este movimiento
28-02-2017 México
El 4 y 5 de febrero del año en curso, en el postulantado San Agustín de la ciudad de México se llevó a cabo un curso de formación sobre el Itinerario JAR (Jóvenes Agustinos Recoletos), impartido por el actual prior provincial de la Provincia de Santo Tomás de Villanueva, fray Carlos María Domínguez, quien durante más de 20 años trabajó con jóvenes en Argentina dándole gran fuerza y solidez al movimiento JAR en este país.

En el encuentro participaron los coordinadores de los sectores JAR de la zona centro, es decir: Querétaro, ciudad de México y Cuernavaca. Así mismo los postulantes y los frailes asesores de esta región para las JAR.

Con vistas al próximo Sínodo de los obispos en octubre de 2018, en que se abordará el tema Los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional, fray Carlos María inició la sesión alentando a los presentes a hacer una mirada a la realidad de los jóvenes desde dentro y no desde afuera para descubrir los verdaderos desafíos, amenazas, fortalezas y oportunidades para la juventud desde “los ojos de Dios”.

Señaló la importancia de programar a largo plazo para que exista sostenibilidad de los procesos, bajo el ideal de que sean los mismos jóvenes el garante del movimiento y no los asesores ni los coordinadores. “Si los jóvenes no son protagonistas, si son pasivos, consideren un fracaso seguro”, indicó fray Carlos María al subrayar la importancia de involucrar al joven y trabajar no para sino con ellos.

Puso igualmente de relieve la importancia de incluir a la familia en la vida de los jóvenes así como el cuidar que siempre vean en sus asesores (matrimonios y religiosos) modelos creíbles, coherentes, honestos y especialmente cercanos.

Hablando de que actualmente los jóvenes son una generación interconectada, recomendó a sus oyentes no sustituir lo cibernético por el contacto personal, ni olvidar que JAR no es una camiseta, sino una identidad y un itinerario. E hizo gran hincapié de que el joven es “sacramento de la novedad” y por tanto, como con cualquier cosa sagrada, debemos “quitarnos las sandalias” y trabajar con ellos con humildad.

Se revisaron cinco importantes puntos en la pedagogía del movimiento: En primer lugar se encuentra el fascinarse por la juventud, salir al encuentro o de lo contrario les haremos daño. Como segundo punto está acercarse a la juventud, es decir, conocer su cultura, estar con ellos en los lugares vitales. En tercer lugar está el escuchar a la juventud, escuchar sus sueños, angustias, alegrías, miedos, darles espacio para que se expresen. Como cuarto punto está el discernir con la juventud, captar señales, reflexionar lo que pasa a nuestro alrededor. Finalmente el quinto punto es convertirse hacia la juventud, como un discipulado y misión sagrada, conmoverse (moverse con), activarse, con las opciones evangélica y pastoral.

Una parte importante de la charla fue hablar del fundamento agustiniano de nuestra acción pastoral con los jóvenes, es decir las notas distintivas o pilares de la Identidad JAR, a saber: orante (interiorización), comunitaria, misionera, mariana y agustiniana. También se ha de incluir la columna vocacional, ya que en el último Capítulo General se han fusionado la pastoral juvenil y la pastoral vocacional.

Para hablar de los horizontes a alcanzar, fray Carlos María citó al papa Francisco en su exhortación Evangeli gaudium, “propiciar un encuentro pastoral y comunitario con Cristo como experiencia vital y fundante”. De esta manera nos volveremos cristianos no solo los domingos y fiestas, sino todos los días de nuestra vida.

Otros aspectos que se marcaron como horizontes del movimiento fueron: vivir en torno a la Eucaristía y la Palabra, practicando la lectio divina; solidaridad y compasión; dones y carisma del Espíritu, que nos lleven a ser discípulos y misioneros que den verdadero testimonio de Cristo; trabajo en conjunto con las otras pastorales para lograr que el joven se desarrolle en las dimensiones de comunión, anuncio, celebración y misión. Fray Carlos María recalcó la importancia de pasar de ser una pastoral de eventos, a ser una pastoral de procesos encarnados bajo un itinerario que acompañe el proceso vocacional de los jóvenes.

Después de esto se presentaron y analizaron las principales problemáticas y riesgos que se presentan en los sectores. Fray Carlos María propuso como clave ante estos problemas el acompañamiento tanto personal como comunitario.

Dijo también que es diferente hacer nuevas las motivaciones que tener nuevas motivaciones, por lo que es de vital importancia revisar personalmente qué hizo a cada quien ser JAR y qué cambió, si es que algo ha cambiado.

Finalmente se revisó el Itinerario JAR, en las etapas de Milán, Casiciaco e Hipona, puntualizando las actualizaciones que se han hecho a los programas, la importancia de los talleres y retiros de impacto o revitalización, así como útiles consejos que fray Carlos María compartió con los asistentes a partir de su propia experiencia con este itinerario.

Todo concluyó con una celebración eucarística muy emotiva ofrecida por la juventud y en especial por la mexicana.




¿Y tú que opinas?

menu portada noticias reportajes agenda documentos nosotros material gráfico misiones escribenos intranet Entra y verás
Agustinos Recoletos. Provincia de San Nicolás de Tolentino. Paseo de la Habana, 167. 28036 -Madrid, España. Teléfono: 913 453 460. CIF: R-2800087-E. Inscrita en el Registro de Entidades Religiosas del Ministerio de Justicia, número 1398-a-SE/B. Política de privacidad.
Búsqueda.