espaol portugus english email
Tapauá: 50 años construyendo Iglesia y Sociedad
Noviembre 2015

Historia y actualidad de la Parroquia de Santa Rita: Las prioridades pastorales

En el siglo XXI: la evangelización de la política y la presencia social

En el año 2007 la X Asamblea General trató un espinoso tema que no podía obviarse más: la evangelización de la política y la confirmación de una Iglesia voz de los pobres y denuncia profética del abuso de poder; un trabajo metódico, especializado y causa segura de tensiones. La propuesta se centraba en la denuncia de la corrupción, la formación para la ciudadanía y el desarrollo sostenible. En ninguno de los tres campos iba a ser un camino de rosas.

Si se usa un buscador de noticias para saber qué se habla de Tapauá, el lector encontrará con un porcentaje altísimo de noticias sobre corrupción, violencia política, malversación de fondos públicos. Más aún, en una búsqueda de imágenes, la primera que aparece es la casa del alcalde de Tapauá ardiendo después de que manifestantes le prendieran fuego en noviembre de 2013.


La casa del alcalde de Tapauá, incendiada por manifestantes.


Esta tensión ha acompañado a Tapauá desde los primeros tiempos. Y los religiosos no han estado exentos de esta violencia. Una de las características de los agustinos recoletos en Tapauá a su llegada fue, de hecho, su intervención política; obedecía más a impulsos personales que a alguna instrucción de la Prelatura; quizá a una vocación personal de Victório Henrique Cestaro. Éste apoyó directamente a candidatos en elecciones y a la vuelta de sus viajes encontraba los “efectos secundarios” de la acción política: habladurías, amenazas, tensión con los “adversarios”…

En la campaña de 1963, una de las anécdotas la protagonizó el religioso Saturnino Fernández, quien durante uno de los mítines mostró su desacuerdo con el candidato que discursaba poniéndose un zapato sobre las piernas, imitando el gesto de Nikita Jrushchov en la ONU.

Desde sus primeros informes, los religiosos hablan de corrupción política: “También se comentaba en los bastidores que el peculio y los intereses económicos personales perjudicaron el erario público”. Hasta nuestros días, Tapauá ha sido uno de los municipios más castigados por problemas de corrupción, violencia política más o menos contenida, elecciones con resultados inciertos… Y los religiosos han sido con frecuencia voces de denuncia.

En 1964, y después de que ganase el candidato que habían apoyado, los dos agustinos recoletos en Tapauá recibieron encargos políticos en el Órgano Municipal de Enseñanza Primaria (OMEP): Nowacki fue nombrado director y Cestaro secretario; pero tras siete meses ambos dimitieron, decepcionados por no poder cumplir ninguno de los planes que creían necesarios. Más curiosa fue la situación en las elecciones de noviembre de 1968, en las que uno de los religiosos, Enéas Berilli, fue candidato a alcalde, sin hacer campaña y dando por vencedora a la otra candidatura desde el principio. El nuevo gobierno, adversario de la candidatura de los religiosos, nombró a Cestaro encargado del Servicio Municipal de Carreteras. Renunció en 1970, coincidiendo con su salida definitiva de la comunidad; dejó la vida religiosa y se dedicó a la política y la abogacía; y fue elegido concejal en Manaos entre 1977 y 1982.

Durante los años 70, 80 y 90 la acción pastoral cotidiana llevaba con frecuencia a las quejas de los religiosos sobre la falta de acción de las autoridades públicas en la zona rural, o el estado de la atención sanitaria o de la educación. Algún religioso hizo denuncias más concretas sobre el trato a los indígenas. Pero en general, fueron años de tensa calma.

El siglo XXI ha traído un significativo empeoramiento de la situación. En 2010 los informes de los religiosos describen así la situación política:

Actual sede del Ayuntamiento de Tapauá.

“En octubre de 2008 se celebraron las elecciones municipales. Antes de tomar posesión, el candidato ganador fue preso porque tenía diversas acusaciones de la justicia. El segundo candidato asumió la alcaldía, pero poco después tuvo que esconderse en la selva con el anterior alcalde, que le apoyó en la campaña, porque fue dada orden de detención contra los dos. El tercer candidato estuvo solamente algunas horas. Ya al final de 2009, tomó posesión como alcalde el presidente de los concejales; después fue alcalde el vice-alcalde del que había huido a la selva; seguidamente el que se escondió en la selva tomó nueva posesión de la alcaldía y ahora, en estos momentos, el alcalde es, de nuevo, el presidente de los concejales. Mañana nadie sabe... El que sufre es el pueblo porque casi todo está parado”.


En 2013, las cosas no habían mejorado mucho:

“Furia en Tapauá. Ese fue el titular del periódico amazonense Em tempo del 16 de noviembre. Reflejaba lo que había pasado el día anterior. Familias y funcionarios municipales se sienten humillados por la administración local: meses de sueldo atrasados, promesas no cumplidas, comentarios jocosos… Hicieron a algunas personas invadir el Ayuntamiento, destruyendo ordenadores, documentación y parte de la infraestructura; después fueron a la casa del alcalde, que difícilmente lo ven en el pueblo y estaba en Manaos, y dieron fuego a su casa, destruyéndola totalmente. A partir de ahora, el pueblo espera respeto y mejorías, aunque hay división en la conveniencia y en las consecuencias de los medios destructivos utilizados. En estos momentos Tapauá está a verlas venir”.


La sensibilización socio-política dentro de la evangelización se da en modo transversal, mediante la enseñanza de valores. Manifestación contra los abusos y la explotación sexual infantil y juvenil en Tapauá con presencia de los alumnos del Centro Esperanza.

En 2015 el funcionariado local lleva cuatro meses sin cobrar y hay un enfrentamiento y enemistad manifiesta entre alcalde y juez. El legislativo no ha procedido a pedir el fin del mandato del alcalde porque, según se dice en la calle, ocho de los doce concejales con capacidad de voto han recibido 50.000 reales (el salario mínimo es de 788) para impedir esa obligada destitución.

La Iglesia trabaja desde aquella décima Asamblea en la sensibilización, formación sobre derechos y ciudadanía, ayudando a ejercer presión sobre las autoridades. Uno de los éxitos más notorios ha sido la protección de la población autóctona de Abufarí. Una ley federal preservaba esta reserva biológica frente a los depredadores extraños, pero también la población local (2.000 personas) quedaba condenada a la inanición por la prohibición de pescar, plantar o cazar. Se consiguió que un senador de la República visitase Tapauá y cambiar su estado a reserva extractivista para garantizar la subsistencia de la población local y convertirles en guardianes de esa riqueza ecológica frente a agresiones externas.

En la sede del municipio, los religiosos han intentado poner paz, animar a que la violencia no sea una manera de ejercer la política. Incansablemente y durante décadas, trabajan para que el pueblo aprenda a castigar al mal gobernante en las urnas y para que erradique su mala costumbre de venderse fácilmente por regalos o promesas a los candidatos.



Historia y actualidad de la Parroquia de Santa Rita. Las prioridades pastorales:
Otras importantes acciones pastorales


menu portada noticias reportajes agenda documentos nosotros material gráfico misiones escribenos intranet Entra y verás
Agustinos Recoletos. Provincia de San Nicolás de Tolentino. Paseo de la Habana, 167. 28036 -Madrid, España. Teléfono: 913 453 460. CIF: R-2800087-E. Inscrita en el Registro de Entidades Religiosas del Ministerio de Justicia, número 1398-a-SE/B. Política de privacidad.
Búsqueda.